Tengo unos besos guardados en el alma
por cada sonrisa que me dabas
por cada abrazo que apretadas.

Tengo besos de tus recuerdos
de los momentos en que me quitabas la cara
de los momentos en que aún así
te los daba.

Tengo besos de tus caricias en la cama
de esas tardes de risas conjuntadas
de esos momentos de rabia.

Tengo besos hasta de los que no te daba
de los que estaba en mi cama
y tú ya no estabas.

Tengo un millón de besos para todas las estrellas que te guardan
tengo un millón de besos que te guardo cuando estemos juntas y en calma.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

diecinueve − cinco =